Existen multitud de problemas y trastornos psicológicos (ansiedad, depresión, fobias, TDAH, etc.) agrupados en los principales manuales diagnósticos: DSM-V y CIE-10.  Sin embargo, todas estas clasificaciones se esmeran en etiquetar síntomas y obvian la premisa básica de que cada persona es única. Desde nuestro centro, consideramos que nuestra principal labor es ayudar partiendo de la base de esa singularidad y ofreciendo en cada momento herramientas y ayuda adaptadas a la persona, evitando así el uso de protocolos estandarizados de intervención.
 
Nuestra formación en investigación nos permite estar continuamente en contacto con los métodos y tratamientos más efectivos y nos confiere una perspectiva global y ecléctica de la psicología, permitiéndonos la posibilidad de ofrecer un asesoramiento de calidad y ofreciendo terapia basada en la persona.